El secuestro de la verdad. Los hombres secuestran la verdad con su injusticia
0,00 €
0,00 €
Cantidad
Cantidad
No hay suficientes productos en stock

Gastos de envío (Estados Unidos)

DHL (Internacional): 20,00 €

2/7 días hábiles


Si  en La Justicia que brota de la Fe, Sal Terrae 1983, pretendimos decir que la lucha por la justicia constituye una exigencia absoluta del servicio a la fe, ahora se trata de mostrar –en dirección contraria– que la injusticia o la connivencia con ella pueden convertirse en obstáculo definitivo que opaque la fe, la desfigure o la haga simplemente imposible como fe cristiana.

Al decir que este volumen es complemento del anterior, debemos añadir dos cosas. Primero, es un complemento más cercano para nosotros, cristianos del mundo desarrollado. Segundo, es un complemento quizá difícil de aceptar, porque nos deja una pregunta muy incómoda: ¿estamos nosotros en el «lugar» o en el contexto desde el que se puede creer? o ¿no será que, antes de oscurecerse Dios en nuestra sociedad desarrollada, es el amor lo que se ha eclipsado? El amor, cuyas primeras obras elementales son el respeto y la justicia para con todos. ¿No será, pues, nuestra propia culpa contra ese amor que promueve la justicia la que luego camufla el eclipse de Dios, atribuyéndolo al progreso o a la técnica, en lugar de atribuirlo a los intereses insolidarios con que construimos ese progreso y esa técnica?

Ficha técnica

  • Año de publicación 1997
  • Editorial SalTerrae
  • Edición 1.ª
  • Número 25 Presencia Teológica
  • Páginas 192 Págs.
  • ISBN 978-84-293-0742-9
  • Encuadernación Rústica