• Precio rebajado
Dejarse curar por Jesús. Curar en el nombre de Jesús

Desde siempre, los seres humanos han sentido la necesidad de contarse su vida. Contarse es un modo de dar expresión a la propia interioridad, de darse a conocer a los demás, de revelarse. También Dios se cuenta a los hombres, en particular a través de su Hijo, que con su vida, sus palabras, sus gestos y sus acciones anuncia la misericordia de Dios a los hombres, sobre todo a los más débiles, los enfermos, los pobres y los marginados. Estas páginas invitan a regresar a las raíces, para volver a escuchar lo que Cristo dijo en Cafarnaún y a orillas del lago de Genesaret, en los pueblos de Judea y de Galilea, a fin de que sus palabras puedan encontrar un eco en el cora...

Formato papel 12,50 €
Formato eBook 3,30 €
11,88 €
12,50 €
-5%
11,88 €
12,50 €
-5%
Cantidad
Cantidad

Gastos de envío (Estados Unidos)

DHL (Internacional): 30,00 €

Con seguimiento de pedido.

Pagos 100% seguros

Ficha técnica

  • Año de publicación 2014
  • Editorial SalTerrae
  • Edición 3
  • Número 337 El Pozo de Siquén
  • Páginas 176 Págs.
  • ISBN 978-84-293-2416-7
  • Encuadernación Rústica
  • Idioma Español

Desde siempre, los seres humanos han sentido la necesidad de contarse su vida. Contarse es un modo de dar expresión a la propia interioridad, de darse a conocer a los demás, de revelarse. También Dios se cuenta a los hombres, en particular a través de su Hijo, que con su vida, sus palabras, sus gestos y sus acciones anuncia la misericordia de Dios a los hombres, sobre todo a los más débiles, los enfermos, los pobres y los marginados. Estas páginas invitan a regresar a las raíces, para volver a escuchar lo que Cristo dijo en Cafarnaún y a orillas del lago de Genesaret, en los pueblos de Judea y de Galilea, a fin de que sus palabras puedan encontrar un eco en el corazón de los enfermos y de sus familiares, y penetren en las experiencias de fragilidad del hombre moderno. «Contemplar el Evangelio, la buena noticia en la vida del enfermo que se encontraba con Jesús, es descubrir que también yo, tú, nosotros, podemos hoy seguir siendo Evangelio vivo para las personas con las que nos encontramos, especialmente para las que sufren», afirma Jesús Martínez Carracedo en el Prólogo.